Rociadores

Los rociadores van colocados en la parte superior de la ducha y sirven para proporcionar una ciada del agua. Su efecto imita a la lluvia por lo que proporcionan una experiencia muy relajante. Los rociadores pueden ser rectangulares o redondos. También puede disponer de una barra con un mando de ducha. Los rociadores de ducha tienen que ser elegidos en función de nuestros gustos y tienen que ser instalados a una altura adecuada para que podamos ducharnos sin problema y manipularlo en caso de ser necesario.